Apo Leu - ACFSF

Banner
Banner
Esplugues hace valer su pegada y su dominio en la primera parte ante un Cádiz que espabiló al final PDF Imprimir E-mail
Sábado, 13 de Enero de 2018 17:39


Partido con dos períodos claramente diferenciados, en el que las catalanas conseguían dominar el primer acto para llevarse al descansos un claro 0 a 3, en la segunda parte las locales intentaron reaccionar pero únicamente conseguían maquillar el resultado en el último cuarto de partido. La Penya Esplugues se hacía de inicio con la manija del juego, ante un Cádiz al que le costaba meterse de lleno ene l partido. Sendos goles seguidos de las catalanas, obra de Berta Velasco y de Estela, el primero culminando una contra y el segundo en un córner, permitían a la Penya cimentar su dominio. A seis del descanso, de disparo lejano Arancha ponía el 0 a 3 que certificaba el mayor control del juego visitante.

Cádiz: Paula; Pelu, Elena, María y Emma (quinteto inicial). También jugaron, Lucía, Tere, tinoco y Natalia.

Penya Esplugues: Nerea; Zoe, Berta Velasco, Helena Roig y Estela  (quinteto inicial). También jugaron, Arancha, Celia, Marta de los Riscos, Laura, Marta González, Raquel y Julia Vidal.

Pabellón Mirandilla. Ante más de 150 espectadores. Colegiados, pedro Carrillo y Diego del Valle del colegio andaluz. Amonestaron con cartulina amarilla a Pelu, Elena y Emma en el Cádiz y a Marta de los Riscos y marta González en la Penya Esplugues.

0-1, min. 8 Berta Velasco

0-2, min. 9 Estela

0-3, min. 14 Arancha

0-4, min. 26 Arancha

1-4, min. 32 Elena

2-4, min. 38 Natalia

En la segunda parte, las locales trataron de salir con nuevos bríos pero se encontraban con el 0 a 4 obra de Arancha, aprovechando un error defensivo de las gaditanas. Superada la medianía del período, Elena de disparo lejano conseguía anotar el primer tanto de un  Cádiz que optó en el tramo final por alternar el juego de cinco. Bajo esta  premisa táctica llegaba el 2 a 4 obra de Natalia después de una buena jugada trenzada, gol que añadía algo de emoción a los últimos instantes ante el empuje local, pero la Penya optó por contemporizar sus posesiones para certificar su victoria.